Plan prevé mejora de producción de maíz y frutales en 5 años

La Gobernación también apuesta por la papa y los lácteos. Este año comenzarán a capacitar a los productores y a edificar la infraestructura para procesar algunos alimentos.

Plan prevé mejora de producción de maíz y frutales en 5 años

Por: SULEMA MEZA/ MELISSA REVOLLO cochabamba@opinion.com.bo | 26/01/2016 | Ed. Imp.

UN AGRICULTOR SACA SU COSECHA DE CHOCLO EN SIPE SIPE.

La Gobernación de Cochabamba proyecta para dentro de cinco años la mejora de la producción de papa, maíz, orégano, anís, manzana, durazno y productos lácteos.

Hace una semana, el gobernador de Cochabamba, Iván Canelas, anunció que en su gestión se crearán cinco complejos productivos en la Llajta.

El objetivo de los centros es que el departamento asegure la provisión de alimentos para sus habitantes e incremente los ingresos económicos.

La Gobernación invertirá 97.5 millones de bolivianos en los complejos productivos. 30 millones de bolivianos serán para los lácteos; 26 millones para la papa; 24 millones para los frutales; 10 millones para la papa y 7.5 millones para el orégano y el anís.

El secretario departamental de Desarrollo Productivo y Economía Plural, Pedro Padilla, informó que este año realizarán pequeñas inversiones en la capacitación de los productores e iniciarán la construcción de plantas procesadoras.

La implementación comenzará en esta gestión, pero recién dentro de cinco años, cuando Canelas concluya su mandato, su rendimiento será del 100 por ciento .

La planta procesadora de papa, que estará emplazada en un terreno de cinco hectáreas en Sipe Sipe, elaborará papa precocida para supermercados y restaurantes, almidón o fécula para industrias embutidoras, harina para panificadoras y alimento balanceado para ganado.

La mayor producción del tubérculo está en los municipios de Cocapata, Morochata, Tapacarí, Tacopaya, Arque, Sicaya y Bolívar, donde el 90 por ciento de familias se dedican a esa actividad.

Los agricultores de las siete zonas serán capacitados para que aprendan a optimizar los esfuerzos y recursos, desde la preparación de la tierra hasta la cosecha.

La asambleísta departamental de la provincia Tapacarí, María Francisco, dijo que la producción es buena, pero faltan mercados para venderla.

En esos municipios cosechan tres veces al año y el rendimiento es entre cinco y siete toneladas de papa por hectárea.

Alrededor de 100 familias serán beneficiadas con el complejo.

MAÍZ Y FRUTALES La Gobernación apuesta por la producción de semillas de maíz y de plantines de durazno y manzana. Quieren cubrir el mercado interno y vender a otros departamentos.

El centro frutícola estará en la Estación Experimental de San Benito, en el Valle Alto. Construirán y equiparán laboratorios para producir in vitro un millón de plantines al año.

Actualmente, un plantín certificado cuesta entre 25 y 30 bolivianos, con la implementación del proyecto se estima que rebajará a entre cinco y diez bolivianos.

En Bolivia, la producción de frutales solo alcanza para cubrir el 20 por ciento del consumo interno, el 80 por ciento restante viene de fuera, principalmente de Perú, Chile y Argentina.

Sobre el centro del maíz, la Gobernación no tiene datos concretos, pero Padilla aseguró que apoyarán el cultivo y los mercados para los maiceros.

Hace dos años, el vicepresidente Álvaro García Linera, en Santa Cruz, aseguró que es una prioridad para Bolivia producir más maíz y anunció que hasta 2020 aumentarán las hectáreas cultivas en todo el país de 3.5 millones a 10 millones.

Datos

Orégano y anís

La Gobernación también trabajará con los productores de orégano y anís, que están principalmente en el cono sur de Cochabamba (Aiquile, Omereque y Pasorapa).

Este sector, hace tres años exportó orégano y anís a Brasil.

El asambleísta de la provincia Campero, Ediberto Soto, dijo que era un mercado bueno porque les pagaban 1.500 bolivianos por el quintal de anís, pero bajó a 900 y 600 bolivianos, dependiendo de la época.

En su momento, al ver los atractivos precios, el 80 por ciento de la población de Omereque se dedicó a esos cultivos, pero con la disminución de los costos un 20 por ciento decidió cambiar de rubro.

El complejo prevé ampliar el área cultivada a 249 hectáreas y producir 270 toneladas de anís y 750 de orégano al año.

La fecha para comenzar con la implementación y la sede de los centros productivos aún no fue definida por las autoridades departamentales.

Leche procesada

El anuncio de una planta procesadora de lácteos llamó la atención a más de un cochabambino, sobre todo porque se conoce que hay mucha oferta en el departamento.

La producción de leche cruda (sin procesar) supera los 400 mil litros al día, según datos de los lecheros.

Implementarán una planta industrializadora y pondrán en marcha nuevas estrategias de comercialización.

Las autoridades no dieron a conocer más detalles, pese a que ese proyecto tiene un presupuesto de 30 millones de bolivianos.

Hasta el momento, el mercado cochabambino está copado por la gran variedad de productos lácteos de la Planta Industrializadora de Leche (PIL).

Hay otras empresas, pero no han logrado quitarles el monopolio en el mercado local.

http://www.opinion.com.bo/opinion/articulos/2016/0126/noticias.php?id=181504

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: